Si te estás planteando que ha quizá haya llegado el momento de que tu negocio dé el salto al mundo digital, seguramente tengas razón. Incluso aunque no pienses en el gran potencial de vender internacionalmente, porque no sea algo aplicable a tu negocio, tener una web te acercará a muchos consumidores locales que, cuando buscan cualquier tipo de información, acuden a la web. Pero, ¿qué costes conlleva?

Lo primero que necesitarás será comprar un hosting (el espacio de memoria donde se alojará tu web) y una URL (la dirección de internet). Las dos cosas juntas se pueden conseguir por unos 10 € al mes con un plan básico, que para empezar será suficiente.

A partir de aquí, tener una idea de los precios se complica bastante ya que depende en gran medida de lo que puedes hacer tú y lo que necesitarás que hagan otros.

Web para pyme 2

Si no tienes absolutamente ni idea de informática, necesitarás a alguien que cree tu web. Los precios varían tanto como el número de profesionales que hay por ahí, pero si no necesitas nada complicado, un profesional puede crear tu web en unas tres o cuatro horas de trabajo y dejarla lista para que tú añadas el contenido. Si también necesitas que añadan el contenido, lógicamente el presupuesto se puede multiplicar. Piensa que añadir contenido en una web, no es muy diferente de escribir en un documento de Word, ya que las herramientas de gestión son muy intuitivas. En todo caso, para una pequeña empresa un presupuesto de 1000 € es más que respetable, y posiblemente puedas conseguirlo por bastante menos. Un truco: busca en las plataformas de trabajadores freelance.

Si tienes un conocimiento informático a nivel usuario, con la ayuda del soporte técnico de tu hosting podrás hacerlo todo tú solo. Existen plantillas para webs, con una imagen muy profesional y que son realmente fáciles de utilizar. Si el servicio de atención al cliente de tu hosting no te soluciona este tipo de dudas, busca otro, ya que los hay que ofrecen un soporte realmente bueno. Así que no te sientas mal por preguntarles todas tus dudas y sobre todo hasta qué punto están dispuestos a ayudarte si contratas el plan con ellos.

Web para pyme 3

Además de tener la web estática, que se compone de las páginas en las que das información sobre la empresa y muestras tus productos y servicios, te puedes plantear tener un blog. Un blog es una buena forma de atraer visitantes a la web y es recomendable en casi todos los casos. No obstante, debes tener en cuenta que el blog necesita un mantenimiento, así que te generará un coste a largo y debes valorar si realmente te merece la pena.

Una inversión muy recomendable en la mayoría de los casos es la de un servicio de posicionamiento web para tratar que tu página aparezca en los primeros resultados de búsqueda de los buscadores. Hay planes SEO por 200 o 300 € mensuales, pero realmente lo sensato es pedir presupuestos a diferentes agencias y que estudien tu caso de forma personalizada. En todo caso, hay partes importantes de las estrategias de posicionamiento de una web que puedes hacer tú mismo, así que siempre es recomendable ver unos cuanto tutoriales hechos por expertos antes de dar el paso de contratar a nadie.

Si estos costes te resultan demasiado altos en el momento actual, puedes acudir al comparador de préstamos Matchbanker, que dispone de préstamos online que son muy flexibles y se puede usar el dinero con total libertad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here