¿Hace mucho tiempo que no te quitas el anillo del dedo? o ¿te probaste el anillo de una amiga para ver como te quedaba y después no había manera de volver a sacarlo? Supongo que habrás probado con todo lo imaginable: agua, mantequilla, aceite, etc, pero aún así, el anillo no parece tener intención de moverse del sitio? No te preocupes y sobretodo, no intentes locuras como cortar el anillo… Hay un método muy sencillo y eficaz para sacar un anillo atascado. ¿Cómo? Muy fácil. Tan sólo necesitas hilo dental. A continuación te explicamos los pasos:

Cómo quitar un anillo atascado con hilo dental

1. Cortamos un trozo generoso de hilo dental.

2. Introducimos una de los extremos del hilo por debajo del anillo. Podemos ayudarnos con un imperdible o un clip. Siempre teniendo cuidado de no pincharnos.

4. Una vez que tenemos el hilo introducido debajo del anillo, enrollamos el hilo dental hasta el final.

5. Finalmente, cogemos el extremo inferior del hilo y comenzamos a desenrollarlo de nuestro dedo. Veremos que a medida que quitamos el hilo dental, el anillo se va deslizando hacia arriba. Y en pocos segundo, hemos conseguido deshacernos el anillo.

En el caso que no os haya quedado muy claro mi explicación, os dejo un vídeo para que lo probéis. ¡Suerte!

Si te ha gustado este truco, no te pierdas el artículo de “cómo enfriar tu coche aparcado al son en tan sólo 1 minutos” 

 

Imagen: thinkstock

Dejar respuesta