Típico que tus pantalones favoritos se den de sí y acabes pareciendo un fantoche con ellos puestos. Es lo más normal encontrarte algunos fallos en la ropa o complementos que tienes bien porque ha sido por tu culpa, o bien porque ya venían defectuosos de fábrica.

No olvides que todo tiene solución y no necesariamente tienes que arrinconarlo en la otra punta del armario sino ingeniar maneras para poder arreglarlo; pero vamos, si no eres de los que la inspiración brille por su presencia, no te preocupes porque hoy, te traemos algunos truquillos para poner remedio a los asuntos.

1. El clip

Si ves que justo ese día te pones una camiseta de nadadora en la espalda pero, que justo no tienes un sostén para poder ocultar las tiras, no te preocupes, de hecho, hay una solución mucho más económica que puedes utilizar cuantas veces quieras. En este caso sugerimos este tipo de clip, pero puede ser con cualquier otro que tenga la suficiente sujeción – como un clip de papel -.

1

2. Desodorante

Quítate las manchas de desodorante con la ayuda de las toallitas de bebé. Normalmente solemos darle con la mano cuando nos manchamos y probablemente ése, sea el error. Si le das con cualquier trapo húmedo la mancha se irá en seguida.

2

3. Cremallera

Seguro que tienes cualquier prenda de ropa que has dejado de ponértela solo porque, su cremallera no funcionaba demasiado bien. Y si sigues intentando ponértela pero te cuesta horrores subir la cremallera, ¿has probado a utilizar un lápiz o un bálsamo de labios? Tú riéte pero, es el método más común para hacer funcionar con soltura la cremallera.

3

4. Cuello de camisa

Hombre, yo la verdad es que sé hacer muchas cosas bien menos planchar. Y si hablamos de planchar camisas ya, paso a otro capítulo. Resulta que el otro día leyendo el blog me acordé de qué manera podía hacerlo cómodamente y oye, la solución que dimos no es nada mala!

4

5. Maquillaje

Cuántas veces te habrás puesto la camiseta recién limpia y la habrás manchado de maquillaje? Yo no demasiadas porque no suelo pintarme mucho pero, justo cuando decido hacerlo me pasa. Bien, el acto reflejo que siempre sale es darle con agua. Pero: ¿quién os ha dicho que el agua lo quita todo? más bien lo expande! El truco que me enseño una amiga fue que dándole con la espuma de afeitado, la mancha desaparecía por completo! Si no logras creértelo – porque yo tampoco lo hice – prueba a manchar algo de maquillaje y luego échale la espuma y nos dices el resultado!

6

6. Chicle

Hombre, estas cosas ya no nos pasan como cuando éramos pequeños pero… nunca se sabe oye. Si alguna vez se te pegó en alguna prenda de ropa un chicle, no intentes secarlo, ni arrancarlo, ni nada de lo que creas que puede servir. La forma más fácil de quitarlo es con un hielo. Sí con un hielo. Así que si no sabías cómo quitarlo, empieza por utilizar nuestro método.

7

7. Tacones

No te ha pasado que justo tu zapato favorito (porque es el que más utilizas cuando sales), se ha “picado” en el tacón y ya crees no poder ponértelos con el mismo “glamour”? Bien, solución no tiene, ya te lo digo yo, pero siempre puedes “tunearlos”, no sé, poniéndole algún tipo de purpurina tal vez que le de ese toque también quede bien.

8

8. Crema hidratante

Usar crema hidratante para limpiar tus zapatos de piel? Quizá me taches de loca -que también- pero, créeme que mis zapatos de piel que no son negros, como no hay betún para zapatos marrones, la manera que tengo de limpiarlos y que se vean más brillantes es con crema hidratante.

10

9. Pintalabios

Lo mismo que he dicho con el maquillaje en la ropa, el pintalabios no marcha con la espuma de afeitar sino con desodorante. 5

10. Vino tinto

¿Qué hacer con la prenda de ropa que se te ha manchado de vino tinto? A no ser que ésta sea blanca y puedas darle con lejía, ¿sabías que se elimina mejor su mancha con vino blanco?

Preguntándome sobre el mundo desde el siglo pasado, decidí estudiar Publicidad y Relaciones Públicas para poner en práctica posibles respuestas. Con el síndrome del viajero crónico y amante del aprendizaje, lleno mi vida con pequeñas cosas que hacen significantes mis días.

Dejar respuesta